Las 6 posturas más románticas del kamasutra

Las 6 posturas más románticas del kamasutra

septiembre 15, 2019 0 Por Rosmery

El sexo también se trata de amor, y a veces uno simplemente quiere una explosión de ternura y romance, sentir que ambos se desean y se aman. Por eso en este post te nombro las 6 posturas más románticas del kamasutra para hacer el amor con tu pareja.

¿Qué hace que una postura del kamasutra sea romántica?

Básicamente, el romance se aviva con el contacto visual. No solo es romántico, también es sexy. Además son posiciones más simples, no requieren de un grado de flexibilidad a nivel gimnasta. Simplicidad y miradas, de eso se tratan las posturas románticas.

Pero lo más importante para que resulte romántico es la calma. Sí, hacer el amor a un ritmo lento no solo es más tierno sino que aumenta la calidad y la cantidad de los orgasmos, porque de esa manera se genera una buena conexión entre la pareja. Ya sabes, sin pausa, pero sin prisa.

Las 6 posturas más románticas del kamasutra para hacer el amor

mejores posturas del kamasutra

La amazona

El hombre se sienta sobre una silla, y la mujer, a su vez, se sienta encima de él, frente a él. Quien lleva el ritmo es ella. Lo mejor es que mantienen el contacto visual, se abrazan y se pueden susurrar cosas al oído.

Dulzura oriental

El hombre se sienta en la cama con las piernas extendidas. La mujer se acuesta frente a él, con las piernas ligeramente abiertas y las rodillas flexionadas. Él pone sus manos debajo de la pelvis de ella, elevándola, y comienza la magia.

La milhoja

Esta postura es bastante tierna. Él se acuesta boca arriba sobre la cama, y ella se monta encima de él, boca abajo, de manera que sus caras se encuentren. La idea es que las piernas de ambos estén completamente extendidas, no flexionadas. Ella controla el movimiento, hay abrazos, caricias y besos.

La flor de loto

Él se sienta en flor de loto, y ella se sienta (en flor de loto también) encima de él y con sus piernas detrás de la espalda de él. Es una posición muy placentera y romántica. Se pueden abrazar, hay contacto visual.

El balancín

Es una posición muy sensual y favorece una penetración profunda. Parecida a la flor de loto, con la diferencia de que él debe estar inclinado ligeramente hacia atrás, apoyándose de sus brazos. De manera que, en el momento de la penetración, se balanceen como si estuvieran en una hamaca.

Nirvana

Es una postura clásica, muy de película y bastante romántica. Ella se acuesta boca arriba con las piernas extendidas y sus manos sobre la cabeza. Él se acuesta encima de ella, frente a ella, y mientras la penetra, ella contrae sus músculos.

La palabra clave, mágica, para un mayor romance…

El broche de oro para una buena rutina de sexo romántico es el gran te amo. Una pareja que se ama y se respeta no le teme a esas palabras, además encajan muy bien con el momento y las posturas, y le recuerdan a esa persona lo que sientes. ¡Tienen que hacerse sentir amados!

Entonces, ¿cuál de todas estas posturas has practicado? ¿Cuál es tu favorita?