que hacen los amigos con derechos
Amor Sexo

Cosas que hacen los amigos con derechos

¿Quieres saber las cosas que hacen los amigos con derechos para estar al tanto de todo?

¡Sigue leyendo!

 

La vida normalmente hace que vivamos situaciones que antes desconocíamos totalmente, entre circunstancias, lugares y personas, siempre conocemos a alguien que llama nuestra atención. Por distintas razones, a veces no concretamos una relación común de pareja con alguien, pero nos sumergimos en una relación más relajada, sin tanto protocolo, que lleva a una sola finalidad: el disfrute pleno con libertad. A esto le llamamos una relación tipo: “Amigos con derechos”, o también conocida como: “Amistad con derecho a roce”. Pero sinceramente debemos conocer esta definición, ya que normalmente se presentan situaciones de incomodidad, enredos de sentimientos y ganas de establecer algo más potente.

Por esto es importante enfocarnos en saber qué es un amigo con derecho. Etimológicamente hablando, la palabra “amigo” proviene del latín “amicus” que deriva del verbo amor. Por su parte, la palabra derecho tiene relación con la palabra latín “directus” que significa lo “correcto”. Por ende podemos denominar a los amigos con derecho a esas personas que le podemos dar amor de una manera correcta. Pero ¿cuál sería la manera correcta? Es una pregunta retórica, pero para este caso, dicha manera es una que se adapte a los entandares de este tipo de cercanía: Derecho a todo, menos a involucrarnos “más allá”, como bien se ha dado a mencionar.

Así mismo, la amistad con derecho a roce, actualmente y de acuerdo con muchas investigaciones, es una relación de pareja que busca combinar la vinculación afectiva levemente, emplear todos los comportamientos y actitudes que encontramos en una amistad, y aparte, constituir la posibilidad de mantener relaciones íntimas o sexuales, sin un total compromiso. Nótese con todo esto que la modalidad de emparejamiento ha existido desde la época de la prehistoria, pero a diferencia de los estándares, la amistad con derechos busca la menos vinculación afectiva, constituyendo a su vez menores obligaciones que un noviazgo, y demostrando que tendrá un grado alto de amistad y complicidad entre ambas personas.

Naturalmente, y como ya hemos nombrado, este tipo de relación de amigos con derechos tiene distintas apreciaciones informales a nivel mundial como: “amigovios”,  “amiguitos”, “amigos relajados” “garchamigos” entre otros.

 

Lo que hacen los amigos con derechos

No existe compromiso amoroso

Una relación de este tipo evita que los encuentros sean del tipo afectivo común, es decir, se busca disfrutar de una compañía pero no de manera protocolar, normalmente el fin de las personas sumidas en esto es la exploración sexual, sin ningún tipo de tabú o presión social.

No se tiende a comentar este tipo de relación con personas cercanas

Es importante mantener los parámetros de confidencialidad, se supone que es un secreto que ha de ser guardado. A la hora de comentarse pudiese existir distintos problemas, ya que al analizar la situación quizás uno de los individuos se empiece a sentir débil, por no sentirse totalmente valorado o verse como una opción entre tantas opciones.

Existe derecho de salir y relacionarse con otras personas

Como no es una relación estándar y no existe un compromiso de fidelidad, las personas salen con quien les plazca, consiguiendo lo que desean de otro, sin preguntarse mucho las cosas, solo sintiendo y dejándose llevar por las emociones del momento.

No existen reglas para fortalecer la relación

Como ya se ha nombrado, existe el libertinaje, no existen reglas típicas como: Avisar de su rutina, salir a celebrar la unión, conocer a familiares o amigos de la persona. Lo importante es llegar a una especie de acuerdo para consolidar citas y salir a relajarse y a pasarla bien.

No debe darse pie a sentir amor convencional

Los amigos con beneficios, ante todo, deben estar claros de lo siguiente: “el que se enamora pierde”. Debe existir una sinceridad plena, dejando claro qué es lo que esa persona puede obtener de la otra, sin horarios ni referencias, pero con espontaneidad y con mente abierta.

 

Reglas de los amigos con derechos

Más allá de todo esto, si en este momento te encuentras en una relación con dichas características, debes tener en cuenta los siguientes pasos para que puedas hacerla funcionar, se supone que, en sí, no tiene reglas adjudicadas, pero como todo, necesitas poner como dicen por ahí: Los puntos sobre la íes. Así que necesitas:

Ser una persona totalmente honesta

Se debe evitar mezclar sentimientos de otra índole, sabiendo ya que tienes que jugar de forma diferente tus cartas, al marcar una relación no convencional, debes tener en claro que no vivirás lo mismo que un noviazgo. Por ejemplo, esa persona no estará contigo todos los días estableciendo reglas de horarios para encuentros. Sin emocionarte mucho por lo que está sucediendo, te beneficiará. Es importante que sepas que no consiste en hacer caso omiso a las sensaciones, pero sabes que conseguirás un punto donde debes controlarlas, al ser sincera(o) con tu compañero(a), en muchos sentidos (como hablar de qué te gusta en la convivencia sin tabús, qué no te gusta, de qué tiene derecho esa persona contigo) evitarás posibles altercados futuros.

No debes convertir a tu amigo en amante

Esto normalmente ocurre y cosiste en que se desea dar un pie más allá, esa persona se está convirtiendo en una opción para querer convertirla en pareja estable. Siempre se debe recordar que hay una diferencia entre sexo y amor, y los “amigos con derechos” sólo tratan sobre sexo normalmente, y alguna que otra experiencia de fiesta o diversión, pero más nada, no se deben cruzar los límites.

Evita los celos a como dé lugar

Una vez que se establezcan ciertas normas y límites, los celos no deben tener algún tipo de presencia. Si bien es difícil, porque el ser humano al relacionarse con alguien siempre va a verse tentado a tener sentimientos más profundos, en este caso NO DEBES HACERLO. Por ejemplo, si ves a tu amigo con derecho tratando con otra persona, bailando o incluso besándose con otra persona, no debes entrometerte, ya conoces las reglas, y debes mantenerte firme, o todo acabará realmente mal.

Establecer reglas en cuanto a trato y manera de desenvolverse

No es recomendable incluir al otro individuo en tus rutinas diarias, deben verse de manera esporádica, no debes lidiar con esa persona y tu grupo de amigos y familiares de manera simultánea. Esto, aunque no lo quieras, traerá malestar ya que generará cierto grado de dependencia (así como lo trae una relación amorosa estable). Se debe también evitar darse regalos, esto establece conexiones de otra índole entre tú y la otra persona, recuerda que un amigo con derecho es algo pasajero y relajado. Evita los estándares sociales comunes y enfócate en disfrutar de esa manera lo que estás buscando: una forma libre sin tantos proyectos a futuro.

No se debe perder la amistad

Una relación con beneficios no es sencilla, pero siempre hay que tratar de tener la amistad vigente. Si bien con estos derechos podemos sentirnos a veces de una manera negativa, tienes que tener en cuenta que eso fue lo que se decidió, y más que una especie de “amante” (por así decirlo) esa persona es tu compañera en el viaje de la libertad. Es cuestión de madurez y organizar cada uno sus prioridades, establecer parámetros y saber declinar cuando exista una presión que no va de la mano con el contexto de: “Amigos con derecho a roce”.

 

Puntos negativos y positivos de consolidar una relación de “Amigos con beneficios”

Como todo tipo de relación interpersonal, esta no se salva de tener cosas buenas y cosas malas que han de evaluarse, por eso podemos nombrar algunas características para conocerlas a fondo.

Puntos positivos:

Si bien sabemos que al tener libertinaje de formas de pensar y actuar, también conocemos una relajación sexual, amigos con beneficios significa llevar las cosas a la ligera, por ello:

Se libera la tensión sexual

Si bien conociste a tu compañero para este tipo de relación siendo tu amigo antes, o es conocido y poco allegado a tu vida, se tiene la posibilidad de liberar el deseo sexual sin comprometerse. Puedes construir confianza, conocer cómo actuar ante una situación sexual no tan convencional y delimitar gustos sexuales, pues se trata de conseguir espontaneidad y placer.

Se desarrolla una confianza diferente

Lo bueno es que al adentrarte en este mundo, puedes crear confianza en ti mismo al mismo tiempo que creas confianza con la otra persona. Se sabe que existen reglas, y una es conservar la amistad, conocer el cómo tratar a una persona de forma no amorosa. Se refiere a una paz, porque todas la cartas están echadas en la mesa, puedes ser tú mismo(a) sin miedo a que te cataloguen de no seguir instrucciones sociales preestablecidas.

Puntos negativos:

Ahora que conocimos dos puntos positivos que no tienen comparación, también es necesario ver la otra cara de la moneda. No todo siempre es color de rosa, y tanta búsqueda de relajación puede acarrear estos problemas:

Desarrollar emociones incontrolables

Se puede correr el riesgo de enamorase de tu compañero(a) de aventuras. Está comprobado que al tener relaciones sexuales varias veces con una persona, crea cierta afinidad sentimental, trayendo como consecuencia una serie de emociones difíciles de expresar de forma correcta, esto se debe a las reglas antes infundidas.

En ocasiones no permite buscar una relación con compromiso

Al frecuentar tanto con una persona y tener relaciones sexuales, se crean ciertos tipos de sentimientos, por ende, se puede sentir síndrome de permanencia y no ver más allá de lo que tenemos en frente. No se puede delimitar a ciencia cierta si se quiere seguir siendo una persona desapegada emocionalmente, desistiendo automáticamente de conocer otras formas de placer.

Con todo esto expuesto, se debe analizar muy bien antes de terminar involucrado en una relación de este tipo. No todo es malo ni bueno, todo consiste en ser balanceados, en delimitar si tenemos la fuerza necesaria para no comprometernos, ya que, siendo sinceros, el ser humano siempre busca el amor. Con todo y esto, no está mal explorar otros mundos, pues de todo se aprende. Al tener “Amigos con derecho” podemos conocer facetas de nosotros que antes no conocíamos.

 

¿Cómo pasar de ser amigos con derechos a algo más?

Si ya tienes demasiados sentimientos encontrados con tu pareja ocasional, la relación se ha tornado algo intensa, y los puntos de una relación sentimental han salido a flote, se supone que estás a punto de poder pasar la línea, e intentar algo nuevo.

Ahora ¿cómo saber si ya es tiempo? A partir de acá pudieras analizar un poco más para decidir si vas a dar el siguiente paso:

Tú “amigo(a) con beneficio” te dejó en claro que no ve a nadie más

Se han encontrado en distintos sitios y ha surgido la duda en ambos de si se han vuelto amigos exclusivos, y se llega a la conclusión de que sí. Es un paso interesante, ya que se demuestra de parte de los dos que su compañía es más que suficiente para satisfacer las necesidades de ambos.

Te presentó en su círculo de amigos

Una vez que ha pasado este tramo, se demuestra que le interesa tenerte cerca, y si por tu parte también sucedió lo mismo, es una clara muestra de interés, ya que una de las reglas es mantener la relación de forma clandestina.

Han nombrado a cada uno en su futuro

Así sea que se ven juntos en un corto, mediano o lejano plazo, han hablado de hacer cosas juntos en un futuro, sin estar escondidos, sin miedo de sobrepasar los límites de la relación que venían considerando como plena. Es importante que no se confunda este punto, ya que solo condecirte que quiere salir contigo a comer a solas, no significa en realidad que será a diario. Pero ten en cuenta que si hablan de eso y se lo participan en varias conversaciones, o incluso han pasado tiempo de ocio juntos sin pensar en las reglas, puede suceder y se tiene que estar preparado, y saber también realmente lo que se quiere hacer.

Te llama y te escribe a diario

Ya no es algo íntimamente sexual,  se llaman y escriben para saludarse, contarse su día, desahogarse de algún inconveniente, entre otros. Esto indudablemente muestra interés, los amigos con derecho no desarrollan este tipo de trato, es algo muy casual. Pero si notas que ya los límites están siendo sobrepasados y te sientes conforme con eso, sigue adelante, abre paso a la sinceridad e intenta cambiar las cosas si así realmente lo deseas.

En conclusión, una relación con beneficios es divertida, pero tenemos que tener claro qué obtenemos y qué perdemos. Muchas veces las cosas suceden para aprender, siempre disfruta las situaciones; y cuando algo no te guste o, al revés, cuando algo te guste demasiado, sé sincero(a) contigo mismo y los demás, y la vida será como una montaña, donde conseguirás todos los artefactos para poder escalar sin problemas.

 

Nuestros productos recomendados

Summary
Cosas que hacen los amigos con derechos
Article Name
Cosas que hacen los amigos con derechos
Description
¿Quieres saber las cosas que hacen los amigos con derechos para estar al tanto de todo? Se trata de una relación más relajada, sin tanto protocolo, que lleva a una sola finalidad: el disfrute pleno con libertad.
Author
Publisher Name
Amor y Pareja
Publisher Logo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *